Compartir

La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración

Por Elia Tabuenca. Actualizado: 25 enero 2017
La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración

¿Has oído hablar de la focalización sensorial? Se trata de una técnica sexual que está pensada para mejorar las relaciones íntimas de la pareja sin que se llegue a la penetración. Tan solo se deben estimular partes del cuerpo para, así, descubrir que no solo en los genitales tenemos zonas erógenas sino que todo el cuerpo puede convertirse en una de ellas. Es una técnica que, además, es ideal para personas con problemas de erección o de eyaculación precoz ya que no se realiza ninguna penetración jugando, únicamente, con el placer del tacto, de los besos, del oído, etcétera. En este artículo de unCOMO vamos a descubrirte qué es la focalización sensorial para que puedas innovar en la cama con tu pareja y disfrutar de una experiencia impresionante.

Qué es la focalización sensorial

Vamos a explicarte qué es la focalización sensorial para que comprendas el tipo de relación que puedes llegar a tener con tu pareja. Se trata de una técnica que, en principio, está pensada para que descubramos las sensaciones que se pueden llegar a conseguir mediante el tacto y el estímulo de partes del cuerpo que no sean siempre las más erógenas (genitales, pecho, etcétera). Con esta práctica se conseguirá redescubrir el cuerpo y todo su potencial erótico y, además, se apostará por un tipo de sexo más pausado, más tranquilo y más sensorial.

La focalización sensorial tiene una gran cantidad de beneficios y, sobre todo, está indicada para aquellas parejas que tienen problemas en la cama como, por ejemplo, disfrunción eréctil, eyaculación precoz o cualquier otro problema asociado con falta de confianza, autoestima o nerviosismo. Esta técnica relaja a los dos amantes y crea un clima de conexión e intimidad ideal para el encuentro.

Es por este motivo que es imprescindible llevar a cabo esta técnica cuando se pueda tener un momento de tranquilidad y no se tenga prisa por acabar. Las caricias son la herramienta básica de este método y, con ellas, se pretende despertar el erotismo del tacto y del momento; si tenemos prisa, no prestaremos la atención que necesitamos a este momento y nuestra cabeza se irá a otra parte.

Aunque resulte difícil, para conseguir una experiencia completa con la focalización sensorial es imprescindible que NO se llegue a la penetración. Intentad que, únicamente, con las caricias y los besos lleguéis al orgasmo y, entonces, descubriréis otras y maravillosas formas de placer.

En unCOMO te damos algunos remedios caseros para la disfunción eréctil que pueden ayudarte a tratar tu condición.

La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración - Qué es la focalización sensorial

La técnica de la focalización sensorial

La terapia de la focalización sensorial se centra en desarrollar diferentes técnicas pensadas para que la pareja tome conciencia de las múltiples sensaciones que pueden llegar a alcanzar con su propio cuerpo, sin necesidad de realizar el acto sexual tradicional. En estos encuentros se deja a un lado la obsesión por alcanzar el orgasmo y, en su defecto, se disfruta del momento, de la conexión entre los dos miembros de la pareja y de las caricias.

Dentro de las técnicas de la focalización sensorial se dividen dos fases:

  • Primera fase: aquí, los dos amantes deberán mostrarse desnudos en la cama y empezar a acariciar el cuerpo del otro por turnos. Es importante que en este primer momento no se toquen los genitales ni los senos sino que nos centremos en el resto del cuerpo: en la espalda, el cuello, el vientre, las piernas, etcétera.
  • Segunda fase: después de estar unas semanas realizando únicamente la fase primera, llega el turno de llegar a la segunda donde los amantes sí que podrán estimular la zona genital. Pero es importante comenzar siempre acariciando el cuerpo y, después, tocar los genitales para que, así, pongamos en práctica los conocimientos adquiridos. Recuerda: la penetración está totalmente prohibida.

Para ayudarte a que entiendas mejor qué es la focalización sensorial, a continuación vamos a descubrirte dos ejercicios que están pensados en despertar las zonas de tu cuerpo y, así, ver que es posible tener placer erótico sin necesidad de llegar a la penetración.

Ejercicio de focalización sensorial: 1

El primer ejercicio que vamos a proponerte es el siguiente: un miembro de la pareja deberá ser el primero en realizar las caricias y, por tanto, el otro tendrá que tumbarse desnudo bocabajo. Entonces, el que acaricie podrá hacerlo con las manos, con los labios, con una pluma, etcétera; el que esté acariciando deberá intentar encontrar el placer en el placer que esté sintiendo el otro y no en el suyo propio. Después de unos minutos se tienen que invertir los papeles.

Ejercicio de focalización sensorial: 2

Este ejercicio está pensado para crear erotismo sin penetración. Para ello, un miembro de la pareja deberá seguir las mismas pautas que en el ejercicio anterior pero, en este caso, las caricias podrán realizarse en los genitales. Es posible que, con este ejercicio, alguno de los dos pueda conseguir llegar al orgasmo pero, recuerda, ese no es el objetivo de esta técnica, el objetivo es reencontrarte con tu pareja, con vuestro cuerpo y vuestra sexualidad.

En unCOMO te contamos cómo tener relaciones sexuales sin penetración.

Beneficios de practicar este tipo de relación sexual

Existen muchos beneficios de la focalización sensorial ya que es una práctica muy parecida al sexo tántrico en el sentido de que predominan las sensaciones, el tacto y la tranquilidad antes que el placer puramente sexual. Con el estímulo correcto del cuerpo y la creación de un vínculo fuerte en la pareja se consigue crear un ambiente ideal para el disfrute y el placer sexual. La diferencia esencial es que en esta técnica de focalización no se permite la penetración sino que, simplemente, se explora el cuerpo mediante caricias y besos.

A continuación vamos a darte un listado con todos los beneficios que conseguirás gracias a esta práctica. Son los siguientes:

  • Reducción de la ansiedad sexual: en parejas que tienen problemas en la cama es común que el tema del sexo sea un problema más que un placer y, en este sentido, la focalización sensorial consigue calmar esos nervios y permitir que los dos miembros se relajen al máximo hasta conseguir conectar nuevamente con sus cuerpos desnudos en la cama. En unCOMO te contamos cómo tratar la eyaculación precoz.
  • Tratamiento de disfunciones sexuales: las personas que padecen disfunción eréctil, eyaculación precoz, anorgasmia, etc., pueden tratarlas con esta práctica que reduce el estrés y el nerviosismo ante el sexo.
  • Mejora la comunicación de la pareja: esta técnica de focalización sensorial es ideal para que el vínculo entre la pareja mejore de forma considerable y se vuelva a crear un buen clima sexual entre ambos sin la presión de alcanzar el orgasmo ni de "dar la talla" en la cama.

Si deseas leer más artículos parecidos a La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Relaciones Sentimentales.

Escribir comentario sobre La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
maria
mas información de todo

La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración
1 de 2
La focalización sensorial: aumenta el placer sin necesidad de penetración

Volver arriba